Saltar al contenido

COMO SABER SI TU PAREJA TUVO UN ORGASMO

3 de marzo de 2021
Anuncio

Muchos hombres no saben cuándo su pareja tiene un orgasmo, y es algo común su desconocimiento, porque se trata de una de las dudas más frecuentes que tenemos sobre el sexo ya que la mayoría de las mujeres saben fingirlo a la perfección.

Anuncio

Para comenzar, cuando una mujer se excita es normal que el clítoris aumente su tamaño y que la mujer comience a lubricar, durante el orgasmo el clítoris se retrae y la vagina se contrae, sufriendo pequeños espasmos, algo que resulta fácil de sentir durante la penetración.

Anuncio

Cuando una mujer llega al orgasmo el calor vaginal aumenta, también la cantidad de lubricación, una reacción corporal que indica el máximo placer. Los pechos se endurecen durante el orgasmo, y en algunas chicas hay otras reacciones normales como respiración acelerada y enrojecimiento del rostro.

Anuncio

A continuación, te apuntamos algunas de las señales de que una mujer ha llegado al orgasmo.

Presta atención a sus peticiones

Si cada vez escuchas que dice más veces ‘así, así’‘me gusta’ y notas como de una forma sugerente dirige tus pasos para que, por ejemplo, agarres sus pechos o roces su clítoris, vas en buen camino así que no te desvíes.

Lee sus labios

En pleno acto es común que las bocas se acerquen, los dientes mordisquen, las lenguas laman y los labios den profundos y pasionales besos. Es el momento de fijarte bien en el estado de estos últimos porque cuando las mujeres van a tener un orgasmo los labios se hinchan, enrojecen y humedecen de forma natural. Algo que te puede dar buena señal de que el polvo progresa adecuadamente.

Está caliente (literalmente)

El camino hacia el orgasmo se nota también en la temperatura corporal que alcanza el cuerpo femenino. Se da el fenómeno conocido como rubor sexual provocado por el aumento del riego sanguíneo. Además, la piel se carga de electricidad y se hace más sensible a las caricias. De ahí que, según dónde y cómo toques, percibas como siente escalofríos de placer.

Inesperados movimientos arrítmicos

Cuando el sexo está siendo verdaderamente satisfactorio cada parte trata de moverse para alcanzar el éxtasis final.

 Si cambia de postura, coge tu mano para colocarla en un lugar determinado, se ayuda de sus músculos pélvicos para apretar tu pene introduciendo nuevas sensaciones, se agita o mueve brazos o pelvis de manera descontrolada, algo poco ensayado está ocurriendo entre las sábanas.

 Ojo, mantiene contacto visual

 Son muchas las personas que de manera inconsciente optan por cerrar los ojos y dejarse llevar por un placer a oscuras, pero cuando surge un movimiento que produce una sensación especialmente placentera, las miradas se cruzan y es precisamente en ese momento cuando debes mirar fijamente a sus pupilas ya que cuando las mujeres van a alcanzar el orgasmo se dilatan llamativamente.

 Los pechos

Cuando la excitación es real los senos de las mujeres pueden aumentar hasta un 20% de tamaño y se vuelven mucho más firmes y redondos. (otra buena señal para saber si realmente habrá llegado).   

Estira las piernas

 Al llegar al clímax, el cuerpo femenino experimenta la conocida miotonía. Una rigidez de las extremidades característica del momento postorgásmico que también puede desembocar en contracciones musculares.

Todas estas señales pueden venir acompañadas de gemidos de placer, aunque esto no es necesariamente determinante.

¡Así que ya saben hombres! No se dejen engañar, no todos los gemidos son de placer, algunas mujeres fingen el orgasmo para acelerar el final del acto.

Anuncio
Anuncio